Está en:

  1. Inicio
  2. Medicina personalizada

Medicina Personalizada

Chequeo urológico

En qué consiste:

En el varón el chequeo urológico, especialmente a partir de los 50 años, es importante para detectar y prevenir enfermedades asociadas principalmente al aumento de tamaño de la próstata y tumores de esta glándula.

Las pruebas habituales incluyen la visita médica, la exploración física donde el tacto rectal permite delimitar el tamaño y las características de la próstata y una serie de pruebas complementarias que incluirían:

  • Ecografía renal y vésico-prostática: prueba inocua que permite detectar alteraciones en el aparato génito-urinario del varón.
  • PSA (antígeno prostático específico): es un marcador producido por la próstata que se mide en sangre cuya elevación puede ser debido a la presencia de una inflamación o un tumor de la próstata.
  • Ecografía transrectal: es una ecografía que se realiza colocando una sonda a través del recto lo que permite visualizar la próstata. Se indica para detectar alteraciones en la próstata cuando hay una sospecha de cualquier anomalía porque tacto rectal o el PSA lo sugieran. Esta técnica permite coger una biopsia (una pequeña porción de la próstata).

Más información: